Google y Facebook podrían comenzar a pagar a los usuarios

facebSe trata de un proyecto impulsado por Telefónica. La compañía quiere lanzar una plataforma para que sus clientes puedan negociar directamente con los gigantes tecnológicos. Telefónica está desarrollando un sitio para que sus clientes puedan gestionar, desde un mismo sitio, la información a la que tienen acceso Google, Twitter y Facebook, entre otras redes sociales. Además, esto les permitiría a los usuarios cobrarles a los gigantes tecnológicos por el acceso a sus datos personales.

"Telefónica tiene más información sobre sus usuarios que cualquier empresa de internet. Ellos utilizan algoritmos pero nosotros tenemos datos de consumo real, de lo que compran, de los que gastan, de sus preferencias. Pero, a diferencia de esas empresas, Telefónica no va a vender esa información, sino que va a ponerla en manos de sus dueños, a quienes se les ha expropiado, para que ellos decidan con las herramientas de red y de software precisas qué hacer y cómo rentabilizar esos datos", explicó el presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, en el marco del XXX Encuentro de Telecomunicaciones organizado por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) y la patronal Ametic.

Por su parte, Vittorio Colao, consejero delegado de la telefónica Vodafone, dijo que su compañía también está pensando en elaborar algo similar aunque no precisó cuándo estará listo, según publicó El País.
"Vamos a decirle al cliente qué datos tienen y cuál es su valor, para que luego decida lo que hacen con ellos", destacó Álvarez-Pallete.

Se reuniría toda la información a la que acceden los gigantes tecnológicos en un espacio para que pueda ser gestionada, de manera sencilla, desde una misma interfaz.

La idea es brindar una herramienta para que los usuarios puedan administrar mejor sus perfiles con el fin de cuidar mejor su privacidad y, además, que tengan la opción de negociar directamente con las compañías el valor de sus datos.
La pelea de las grandes telefónicas y los gigantes informáticos por el control del mercado sigue más vigente que nunca. En este enfrentamiento entran en juego, entre otras cosas, los datos que los cibernautas regalan, de distintas formas, cuando se bajan una aplicación o se suman a una red social.

La idea de que los usuarios puedan comenzar a lucrar con su propia información es, al menos a primera vista, una medida más justa y democrática. Será cuestión de ver si se podrá implementar este proyecto a nivel global.

Ir arriba